Sopa de Navidad de marisco. ¿Qué más se puede pedir?

Hey… Tienes que mirar esto! DaleOk !

En el día de hoy te daremos los secretos para preparar una sopa de Navidad de marisco.

Esta preparación es la más exquisita del ciberespacio.

Si te encantan las preparaciones sencillas, la de hoy te va a alucinar!

Ve a la cocina y comencemos ya mismo a preparar nuestra receta de sopa de Navidad de marisco.

Como preparar sopa de Navidad de marisco

Vas a necesitar estos ingredientes

1merluza

1 kg. degambas

1 kg. demejillones

1 kg. dealmejas

2 colas de rape

1cebolla

4 dientes deajo

½ vaso devino blanco

1 cucharadita de pimentón

1 o 2 guindillas (opcional)

Aceite de oliva

Sal

Sigue estos pasos

Vierte agua suficiente en una olla, y pon a cocer la merluza y las colas de rape durante unos 10 minutos. A continuación cuela el caldo, y espera a que se enfríen un poco ambos pescados para desmenuzarlos con los dedos. Resérvalos.

Cuece también las gambas (reserva alguna que otra sin cocer ni pelar), y después cuela el caldo y resérvalo. Pela las gambas y reserva las cabezas, las colas y la carne.

Abre los mejillones al vapor, retírales las cáscaras y resérvalos. Reserva también el caldo de cocción de los mejillones. Haz todo este mismo proceso también con las almejas.

En una cazuela suficientemente grande, añade el caldo de la merluza, la merluza desmenuzada, el caldo de las gambas y el de los mejillones, y ponlo a cocer todo a fuego muy lento. Añade las almejas y su caldo.

Pon las cabezas y la piel de las gambas en el vaso de la batidora, y bátelas hasta que queden completamente trituradas. Debes añadir un poco de agua, que después colarás y añadirás al caldo para darle sabor. Después añade las colas de rape.

Vierte un chorro de aceite de oliva en una sartén, y sofríe en él la cebolla con una pizca de sal (muy poca, ya que se trata tan solo de que ayude a que la cebolla suelte sus jugos). Añade a la sartén los dientes de ajo picados muy pequeñitos. Cuando la cebolla se ponga fina y un poco transparente, añade el vino blanco y un poco de agua.

Retira la sartén del fuego un momento, añade el pimentón, remueve y vuelve a poner la sartén en el fuego. Sigue haciendo estos ingredientes hasta que la mezcla reduzca un poco. A continuación añádela a la sartén.

Incorpora los mejillones, las gambas peladas, las que no pelaste ni cociste, y prueba de sal, para rectificar lo que consideres necesario. Si lo deseas, puedes añadir alguna guindilla. Deja cocer un poco más y ya está lista tu sopa de Navidad de marisco. ¡Ya verás que te ha salido para chuparse los dedos!